A D V E N T U S   2 0 0 6

 

Vrijdag 22
December


Dikwijls is het moeilijk een Godservaring aan de andere mensen mee te delen. Maria is in dit net als in vele andere dingen een model en zij leert ons met de medemens te delen wat God doet in ons leven; en onze getuigenis is heel belangrijk in het christelijk leven want velen zullen in de Heer geloven wanneer zij “de liefde voor elkaar” zien.

Venerdi 22 dic

Lc. 1,46-55 

Molte volte la sperienza di Dio e difficile di comunicare agli altri. Maria, in questo, come in tante altre cose, e modello che ci insegna a condividere con i nostri fratelli quello che Dio fa nella nostra vita; e che il testimonio che possiamo dare e molto importante nella vita cristiana, gia che tanti credono nel Signore vedendo “l’amore di uno per gli altri”.

Viernes 22 dic
Lc. 1,46-55 

Muchas veces la experiencia de Dios es difícil de comunicar a los demás, María, en esto, como en muchas otras cosas, es modelo y nos enseña a compartir con los hermanos lo que Dios hace en nuestras vidas; y es que el testimonio que podamos dar es muy importante en la vida cristiana ya que muchos creerán en el Señor viendo “el amor de unos por los otros”


 


Para reflexionar:

Estaría bien que fueras pensando celebrar el sacramento del perdón si no lo has hecho aún. Es una buena manera de poder vivir el nacimiento del Señor en tu vida. Tienes que limpiar todo aquello que pueda separarte de él.

 

Para orar:

Este examen de conciencia te puede ayudar.

 

  • Confieso que no soy limpio de corazón.

  • Confieso que ofendo a mi hermano y me aprovecho de él.

  • Confieso que no se acoger al hermano que llama a mi puerta.

  • Confieso que no comparto con generosidad evangélica.

  • Confieso que soy rico y no “devuelvo” al pobre lo que es suyo.

  • Confieso que me creo superior y que no quiero estar debajo de nadie, que no me gusta “el último lugar”.

  • Confieso que aún no he aprendido a servir y a lavar los pies a los hermanos.

  • Confieso que no soy pacífico, profeta de la paz y que no la irradio.

  • Confieso que no se perdonar.

  • Confieso que siento rechazo hacia el que es distinto.

  • Confieso que no soy comprensivo.

  • Confieso que no soy paciente y tolerante.

  • Confieso que no soy dialogante, sino impositivo.

  • Confieso que no soy libre, que me atan los apegos y ambiciones.

  • Confieso que me dejo llevar por la tristeza y la desesperanza.

  • Confieso que no sé amar, que no he desprendido de mi ego, que sólo me amo a mí mismo.



 

Necesitamos saber de ti... cuéntanos desde donde
nos acompañas en esta 1ra campaña internacional


¿Ya tienes tu pesebre mirando a la calle?
Envíanos algunas fotos para publicarlas.

¡Ayúdanos a difundir esta iniciativa!
vivirás una Navidad diferente


Visítenos en http://www.navidadalacalle.org